Tras meses de esfuerzo y sacrificio, de incertidumbres y temores, abre en la ciudad de Lorca un nuevo establecimiento comercial: GOD TIME IS THE BEST. Agatha es su propietaria. Una joven ghanesa que ha creído y luchado por su idea, por su objetivo, por su sueño, por su negocio.

El estado de alarma implantado por la propagación de la covid-19 supuso un antes y un después en nuestra historia contemporánea. Quedan por determinar los efectos y las consecuencias exactas que la crisis actual va a suponer para cada uno de los niveles que componen nuestra sociedad. Indudable es la crisis sanitaria, económica y social que está suponiendo. En mayor o menor medida, todos/as y cada uno de nosotros/as, se ha visto afectado por la pandemia.

El mercado laboral ha sido fuertemente sacudido. Palabras como ERTE han pasado a formar parte de nuestro vocabulario cotidiano. El sistema y sus mecanismos de empleo se han visto desbordados y la ciudadanía se ha llenado de duda e incertidumbre.

Reinventarse ha sido necesario en numerosos sectores. Reinventarse o morir, reinventarse y vivir.

Y claro, como ya se sabe y tanto se ha escrito, las crisis llevan consigo nuevas oportunidades. Nuevos nichos de mercado han aparecido y otros tantos se han consolidado. El sector dedicado a la alimentación ha sido indiscutiblemente uno de ellos. La compra online y la entrega a domicilio se han instalado en nuestros hábitos de consumo. Nuevos comercios de cercanía se consolidan, ofreciendo servicios adaptados a las nuevas necesidades.

Y es aquí en donde Agatha se establece. Su iniciativa surge para dar respuesta a las continuas demandas de una parte de consumidores y consumidoras ubicados en El Barrio de San Cristóbal de Lorca.

El local está ubicado en la Calle Ortega Melgares 46 y bajo el nombre de GOD TIME IS THE BEST, su incansable propietaria, Agatha, pone a disposición de vecinos y vecinas de la zona, todo tipo de productos de alimentación, siendo de calidad y con precios muy competitivos.

La preocupación por el buen hacer y la educada atención al público, es el resultado de mucho análisis e investigación, así como de una continua formación especializada llevada a cabo por la propietaria del establecimiento. El local cuenta con medidas de seguridad sanitaria para hacer frente al COVID19. La clientela tiene a su disposición gel desinfectante, mampara de protección, aforo limitado y una serie de normas específicas que le permiten encontrarse en un espacio seguro y tranquilo.

Durante la puesta en marcha, Agatha ha sido asesorada por diversos especialistas, entre los que cabe destacar Juan David Sáez, arquitecto técnico e ingeniero de la edificación que ha guiado en el proceso a la joven empresaria.

El proyecto Cepaim Emprende ha estado acompañando en todo momento, proporcionando orientación y asesoramiento en todo el proceso de emprendimiento.

Dicen que la esperanza es lo último que se pierde. Mientras tanto, el esfuerzo, la lucha, la ilusión y el ejemplo serán el día a día de nuestra realidad.

El programa Cepaim Emprende está dirigido a la preparación y acompañamiento de proyectos dirigidos a la puesta en marcha de iniciativas de trabajo por cuenta propia de personas migrantes de nacionalidad extracomunitaria y regularizadas, e impulsado por Fundación Cepaim gracias a la financiación del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. Secretaría de Estado de Migraciones. Dirección General de Inclusión y Atención Humanitaria y a la cofinanciación del Fondo Social Europeo, dentro de su Programa Operativo de Inclusión Social y de la Economía Social

Autor: F. Cepaim